Páginas vistas en total

domingo, 30 de noviembre de 2014

Añoranza de Enrique Urquijo

   


 (Termina noviembre, ¿lector? ¿Agradeces el blog? ¿Lo valoras? Necesito vender algún ejemplar más de mi libro, que es además muy bueno -creo-, para seguir escribiendo. Precio por correo normal: 10 euros)

   
   Somos muchos los que mucho echamos de menos a Enrique Urquijo y sus secretos, muchos los que mucho lo recordamos. Yo llevo siempre en mi coche a Enrique Urquijo, por si una amargura espesa, como una niebla súbita en mitad del viaje, de pronto me asalta. Pongo entonces la música y la voz suyas, tan únicas, cuajadas de tristeza, y de forma misteriosa, en mágica homeopatía, la mía en esa tristeza superior –esa voz densa que se diría arrastra consigo el barro y los cantos del penar de un niño rico enfurruñado al que acabaran de castigar duro tras una trastada, que tan bien se adecua a unas letras de desamor y derrota- poco a poco se disuelve, y sumida en esa rara belleza que allí se destapa se eleva al cabo hacia un consuelo que es ya casi alegría. Sí, una tristeza inspirada nos acuna, nos arropa y abraza, nos contagia al fin un extraño contento de ojos humedecidos. 
    
   Quiero ahora revivir contigo, lector, una de sus últimas y más hermosas canciones, “No digas que no”, en las que casi desnuda brilla en aquilatada pureza el don artístico de Enrique Urquijo. Al final del post está. Ya el punteado inicial, pausado, humilde, melódico, nos desliza hacia un espacio doliente y muy íntimo, como en el preámbulo de una apenada confidencia.

Por todo el camino/ de mi barrio a tu barrio/ cómo convencerte/ venía pensando. Nunca se recibe/ sin dar nada a cambio/yo daría mi vida/ por dormir en tus brazos.
   
   Sí, el amante –esa voz tomada, engastada a medias de travesura y pesadumbre- le confiesa desde el mismo principio a la chica amada el pobre truco que para conseguirla ha tramado (cómo convencerte) durante el itinerario, que puede entenderse también como el entero trayecto vital. Se rinde y se desarma del todo enseguida ante ella. Y la confesión se torna autocrítica y sabia reflexión, casi el destilado básico que de la atribulada existencia el propio protagonista hubiera recogido (nunca se recibe sin dar nada a cambio) –es decir, es imposible el amor sin recíprocamente el uno al otro darse, el engaño y las trampas le son incompatibles- …   para tornarse amorosa súplica (yo daría mi vida por dormir en tus brazos). Es muy poética esa elipsis y ese desplazamiento simbólico que Urquijo, a diferencia de letristas más concupiscientes,  del amor hace, al cifrar el éxtasis del mismo en algo no etéreo y platónico, bien real, sí, pero posterior al puro desencadenarse físico del goce, ese precioso dormir en tus brazos, como si en su visión le importaran mucho más el lírico y arrobado recogimiento entre los amantes, las ternuras y el cúmulo de delicadezas y de doradas sensaciones en rescoldo y en dichosa paz posteriores al coito en sí, que el simple despendole épico y gimnástico de los cuerpos. Ese dormir en tus brazos revela asimismo una inversión de los habituales roles sexuales, una suavidad en el afecto próxima a lo infantil, coherente con el fraseo de esa voz lastimada, que ve también en la amada alguien fuerte entre la que guarecerse, y que hace de ese desvalimiento quizás su mejor arma de encantamiento.

No digas que no/ no soy un extraño/ no puedo volver/ y estoy tan cansado/ No soy el mejor/eso está muy claro/no digas que no/ estoy en tus manos.

   O cómo a través de los noes intentar obtener el sí de ella, y así volver de nuevo a estar juntos, pues ambos bien se conocen, también la melancolía del acordeón así lo sugiere, no estamos ante una conquista ocasional, se diría de vuelta él de otras experiencias insatisfactorias con un precio pagado y la lección al fin aprendida, eres quien quiero, y entregado ante la amada, expuesta con lúcida ironía la propia vulnerabilidad (no soy el mejor) y el propio dolor (ese no digas que no que Enrique derrama como aullido de miedo)  implorarle su amor, que es una rendición, ese tan sencillo como intenso estoy en tus manos que él le deja al final de la canción caer, manos que nos remiten a los brazos anteriores, pues en ningún momento el amor ha menoscabado su esencial carnalidad.
   Y así, como nunca se recibe sin dar nada a cambio, si compartimos tristezas y secretos en el universo creativo de Enrique Urquijo, salimos del mismo reconfortados, elevados en  una tristeza dichosa, por así decir.



LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)
           

sábado, 29 de noviembre de 2014

Ay Mariló, Mariló, maravilla de mujer

     


   Ha presentado también, faltaría plus, Mariló Montero su libro. “El corazón de las mujeres no tiene reglas” se titula, quién sabe si buscándole ya desde ahí un doble sentido grasioso a la cosa. Dice ella que su libro –editado por Planeta, claro- aboga por la igualdad de hombres y mujeres, a través de historias de mujeres conocidas y desconocidas para explicar así “el universo femenino”. Estupendo.
   
   Por lo que cuentan las crónicas debió ser la presentación del libro una de esas ceremonias fastuosas, rutilantes, repleta de una expectación que se desbordaba entre la multitud de invitados, focos, flashes y cámaras para la gran ocasión reunidos. “Estoy disfrutando muchísimo de la convocatoria, ha habido personas incluso que no han podido entrar” (Público.es 25-11-14), con elocuente candor allí mismo confesaría la sutil escritora.  
     
   Claro, más que un libro, se presentaba allí a la vista de todos sobre todo ella misma, una espectacular CELEBRITIE MILF (acrónimo anglo de madre-que-me-gustaría-follar, que ella misma encantada reivindica para sí), a quien los fotógrafos, simples mediadores sociales, acribillaron allí a centelleantes flashazos, que podrían también verse como sucedáneos de furiosas eyaculaciones colectivas contra la Diva.
        
   Así se cocinan ahora los saraos librescos en esta Era de las Celebrities Bobas, punto pelota. Lo sorprendente a mi juicio vino con los co-presentadores del libro de la moza: Esperanza Aguirre y Joaquín Leguina, ahí es nada, monada. Se extendieron ambos en elogios hacia la autora, por supuesto. ¿Y qué se les había perdido a ambos allí?, podría pensarse. ¿Significa algo la presencia de dos políticos importantes allí?
      
   Denota en primer lugar la pavorosa banalización cultural (¿?) que experimentamos, la pringosa, grumosa e indistinta mezcla con que es ya imposible deslindar el totum revolutum de política-televisión-celebridad-cultura que marca para mal hoy nuestras vidas. ¿Recuerdan al flamante líder de la oposición, Pedro Sánchez, llamando en prime time al Rey de la Telebasura? Pues parece este de ahora un eslabón de esa misma cadena, de esa misma regresión.
       
   Apadrinando y dando alas al dudoso libro de esa Moza Archifamosa –no al de un pelanas sin nombre que se haya quemado las pestañas elucubrando a Hölderlin, no- Aguirre y Leguina traspasan algo de su respetabilidad profesional al tinglado de la Milf, y a la vez se contagian en parte de la estrepitosa futilidad popularísima de la misma. Y si cuestionable lo de Aguirre –todo por el candelabro diríase su divisa- más insondable resulta la arribada allí de Leguina, que atesora sobre sí cierto prestigio de sólido fuste cultural e intelectual, desde que Umbral lo retratara como el Walter Benjamin madrileño. Una de dos entonces: o Leguina, entiéndaseme, quiere calzarse a la Milf, -que dijo hace poco la muy que no le “pone” a ella Brad Pitt, sino los viejetes catedráticos- o quiere calzarse el Planeta del año que viene, ya me dirás.
     En fin, “estoy para comerme”, sentenció en el acto Mariló, maravilla de mujer… escritora también. Estupenda.


LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)


      

viernes, 28 de noviembre de 2014

Rajoy "mató" a Mato

     

     Al final, en vísperas del debate sobre la Corrupción, tras el auto del juez Ruz y su luz, Rajoy liquidó a Ana Mato, que era ya políticamente una muerta en vida. Aunque el corruto Gurtel  incumbiera a Mato de refilón, como la sombra del célebre Jaguar  (viajes, regalos, eventos),  su presencia en el Gobierno resultaba políticamente difícil de defender. Claro, el casi obligado cese, el enorme foco mediático que el mismo ha propiciado, ha oscurecido casi del todo las concretas propuestas regeneradoras que el Presidente pudiera ahora ante las Cortes aportar.
      
    Así, una vez más, pueden resultar estas medidas del todo baldías ante la Opinión Pública, que es la encrucijada decisiva en la que los ciudadanos que siguen de lejos la política –los que deciden las elecciones- se hacen una difusa idea de la misma. De nuevo la legendaria parsimonia de Rajoy, su desdén hacia las pautas básicas de la comunicación política, resultan contraproducentes y trasladan la impresión de ir gobernando a rastras, a trancas y barrancas de los acontecimientos. Con el reciente cese de Gallardón otro tanto pareció.
     
   En este mísero blog ya lo apuntamos: en elemental lógica política, tras la arriólica victoria de las europeas, con el retroceso ahí experimentado, al final del verano a lo más tardar, en el ecuador del mandato ya, se imponía una amplia remodelación gubernamental, en la que, envuelto entre los cambios, el cese de Mato se hubiese visto minimizado y amortizado, aportando a la vez hacia la sociedad una imagen de renovada energía y de dinamismo emprendedor que permitieran con credibilidad afrontar los nuevos retos. ¡Casi todos los demás partidos e instituciones han movido el banquillo!
     
   Esa recurrente torpeza gubernamental carga, a mi juicio, de razón escénica al nuevo líder de la oposición y le permite espetar a Rajoy que no está legitimado para afrontar la corrupción. La réplica de éste señalándole a Sánchez sus Despeñaperros, aunque brillante, parece simple defensa que a lo más que aspira es a mantener lo que queda, a cauterizar la sangría, y no a ofrecer, como las medidas anti-corrupción pretendían, una nítida y Nueva Frontera que de forma tajante señalara un tiempo nuevo incompatible con la actual Corrupción a granel. Es como si de esta manera Rajoy no hubiera acertado del todo a desembarazarse él de la sombra del Jaguar. 




  LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)  

       

jueves, 27 de noviembre de 2014

Susana Díaz, ese wáter, ese trono, please

     



   Saca tanto pecho Susana Díaz, la heredera de Chaves&Griñán,  Duqueses de los Eres Falsos, en la proclama de que anda limpia que te limpia ella la mugre de la corrupción en su casa, que más que Sultana diríase Gran Mucama de la Andalucía. “Limpien su casa como yo estoy limpiando la mía”, le espetó el otro día a la oposición derechista en el Parlamento. De forma involuntaria la riada mugrienta de la actualidad, con uno de esos atalajes simbólicos con que gusta la realidad de adornarse a sí misma, ha puesto a la Presidenta andaluza en el brete de retratarse o de retractarse, ella verá. 
     
   Es la historia del retrete, sí. Doña Susana, por favor, “limpie” ese wáter ahora, es decir, fumigue al desvergonzado Mandamás del Excusado, o calle para siempre, que ya huele. Resulta que, como cuenta Pedro de Tena en Libertad Digital (24-11-14), un Alto Cargo de la Junta con el cambio de trabajo ha querido consigo llevarse su bienamado wáter, ese metafórico trono sobre el que, se ve, deponía la mar de gozoso el manda. Cuentan que se trata de una taza excepcional, de sofisticado y ultramoderno diseño, en el que defecar y florear ha de ser todo uno, pues el jerifalte, puede que perezoso, acaso un poco corto, ordenó desmontarlo, empaquetarlo y con cuidado al nuevo destino suyo enviarlo.
     
   Se encariñó con el wáter el Cargo, eso está claro, y decidió que en la mudanza lo acompañara, igual que nos acompañan en esos casos fotos y objetos muy queridos, talismanes que consiguen que del todo no nos sentamos perdidos en el nuevo puente de mando. Se asoció así el Cargo a su olímpica letrina, y si de Góngora decía Quevedo que era un hombre a una nariz pegado, apuntaremos ahora nosotros que era un Manda a un retrete adosado.
    
   Para abrochar el haz de simbolismos –luz del psicoanálisis- que secularmente asocian y anudan al wáter (depósito de las heces) con la codicia por el dinero y la avaricia del Poder, resúltase que no es el jerifalte en cuestión un cualquiera recién llegado, sino el penúltimo vástago de un nutrido clan familiar, muy poderoso en el racimo del socialismo andaluz corruto y con denominación de origen en Alcalá de los Gazules, menudos fules.
     
   Cuando el caso del wáter especial en la prensa ha salpicado, el Jefe con el carrito del excusado a cuestas sorprendido ha intentado un poco asearse, señalando que era retrete este además para su subdirectora, su jefa de prensa y asesores, y que todo era por motivo de ahorro, aunque esas, más que razones, parecen no muy convincentes alivios. Por eso, a doña Susana le pido, que este feo retrete “limpie”, a ese Mandamás retratado, quiero decir, y yaque coja zotal y guantes a espuertas y a todo ese clan corruto fulmine, y yaque de la taza y del trono pequeño pase a adecentar la Taza y el Trono Grandes de la corrupción en Andalucía, único territorio conocido en el mundo mundial en el que no se ha conocido, ni se la espera, alternancia en el Poder. Hágalo, o de limpieza, oh, mi Sultana, no presuma tanto.    
    

      

miércoles, 26 de noviembre de 2014

Pedrooooooo PSOE, que sufre de Vértigo






   La irresistible ascensión del fantasma de Pablo Iglesias en los sondeos electorales sigue teniendo a los responsables del PSOE al borde del ataque de vértigo, de hitchcokiano Vértigo, sí. Con su repentina cabriola, que a propios y extraños ha desconcertado, a propósito del artículo constitucional de la estabilidad presupuestaria, iniciativa de Zapatero que Pedro Sánchez tanto votó y jaleó (“garantiza la sostenibilidad del Estado de Bienestar”, “la estabilidad presupuestaria es de izquierdas”) y que quiere ahora pero ya derogar, en efecto parece el fotogénico Líder del PSOE rehén total de esa letal pulsión abrasadora, mezcla de fascinación y de rechazo extremos que tanto y tanto atacaba a James Stewart. Vendría a ser pues la coleta de Iglesias el equivalente icónico, el primordial objeto fetiche que allí era el moño de Kim Novak.

   
   Y es que resulta toda una abracadabrante jugarreta del Destino Manifiesto Socialista el que la Figura que hace temblar sus cimientos, quien puede ser el enterrador del histórico partido español, por nombre y apellido lleve precisamente los mismos del que fuera el fundador. “De entre los muertos” es el título original del film de Hitchcock, que remarca así la fatal atracción del abismo que lleva al Tánatos, a la muerte.  Ante esa sangrante farsa histórica, Pedro Sánchez pierde también la cabeza, se le dobla la visión, mira horrorizado el abismo y se aferra desencajado, descompuesta la marlonbrandiana traza, a lo que sea. Se ha tragado hasta las propias vocales, el pobre, por el espanto. Por mor de ese Vértigo, Pedro ha negado a Zp, a Rubalcaba, a sí mismo, a los tres esta vez. Y los mismos tuits suyos entonces y ahora –su impostura, su bandazo, su oportunismo, su escasa seriedad- así lo retratan y casi ya lo medio entierran. 


LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)

martes, 25 de noviembre de 2014

Son mis amigos (Canción de Errejón) poessía 76

  


   El “chollito” que con dinero público en la Universidad el amigo de Podemos le procuró a uno de sus Líderes Sumos viene a ser  el embrión de su propia corrupción, el alevín de la propia Casta Pura, Pura Nomenklatura que así ya se apunta. ¿Quieres canturrear conmigo, lector, estos pobres arreglitos que ad hoc le hice yo a lo de Amaral en honor de don Iñigo? Si es que sí, dale al video de abajo y cantemos juntos tú y yo esto. Va.


Pablo me llamó
a las seis hora en Caracas
menudo colocón
se oían las maracas
Monedero se marchó
de vuelta a Buenos Aires
el dinero ya llegó
la Kirchner es fiable.

Cómo arrasa y dónde llegará
el chavismo que nos une
y que nos elevará.

Yo estoy solo en el chalet
me lo paga mi padre
Montero de Málaga
me consigue ya el contrato
Cintora con Tania salen hoy en la 4
un chico majete
que anda ya casi enrolado
más la señorita Gemiooó
aunque no lo ha revelado
te lo digo yo.

Uoooh… son mis amigos
en la Facul pasábamos las horas
uoooh… son Comisarios
por encima de todas las masas.

Pablo me contó
que al camarada Echeniqué
le echamos del Consejo
y que él sabe por qué.
No le dimos ningún cargo
pues andaba sin respaldo
aquella misma noche fuimos a entoligarnos
ya no tendrá que aguantar
al merluzo de Maduro
ni un capricho más

Uoooh… son mis amigos
en la Facul pasábamos las horas
uoooh… son Comisarios
por encima de todas las masas
son mis amigooos

Ada alcaldesa en Barcelona
hoy ha salido en La Vanguardia
Carolina tiene un niño
y de Willy y los demás
ya lo sé todooooo

Uooooh… son comisarios
en la Facul pasábamos las horas
uoooh… son comisarios
por encima de todas las masas
uoooh… son mis amigos
en la Facul pasábamos las horas
uoooh… son comisarios
por encima deeeee…
todas las masas.
Son mis amigooos.



LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)



lunes, 24 de noviembre de 2014

Paseando a la Tigresa

   



   Nos decían de ella que era la terrorista más sanguinaria de ETA. Casi ná, que diría el de los ochos apellidos vascos. Idoia López Riaño fue condenada a 2.111 años de cárcel por su directa participación en 23 asesinatos. Cumple prisión en Nanclares de Oca, y ahora en Zaballa,  Álava. Y si de oca a oca, tirando porque la toca, en tiempos avanzó la Tigresa hasta la casilla de la masacre de la plaza de la República Dominicana en Madrid (y comióse allí la vida de 12 guardias civiles más decenas de heridos) ahora, de puente a puente, pues la lleva a ella la corriente… quiere sacarse el carnet de conducir. ¡Premio: su deseo se ha hecho realidad! Se lo han concedido.
     
   Si los permisos de circulación caducan a los diez años y cuenta la Tigresa, como corresponde a sus criminales depredaciones, con muchos más años de condena a la vista, para qué diantres querrá el carnet, y por qué le otorgarán ese privilegio -que conlleva lógicas salidas de prisión- se pregunta el sentido común, por no hablar de lo que se pregunta la elemental justicia. Ah, misterios del reglamento penitenciario, ese baúl de las sorpresas que siempre favorece a los bolinagas y que jamás recuerda los derechos de las víctimas y de sus deudos, que imaginemos lo que habrán pensado al leer la nueva de la Tigresa.
     
   Se esfuerza el juez Marlasca en el auto del que es ponente en la Audiencia Nacional, que es quien concede el permiso, en señalar sobre la Tigresa que de ella “consta la realización continuada en el tiempo de múltiples actividades formativas, notas meritorias y perfecto andamiaje en su comportamiento penitenciario, sin sanciones dignas de significación”. Vamos, que la Tigresa mueve bien su ficha, que les parece que es ahora una disidente de la ETA, viene a sugerírsenos.
     
   ¿Se arrepiente de verdad la Tigresa de sus asesinatos? ¿Se ha vuelto vegetariana la Tigresa? No estaría de más en ese caso que, como en Paseando a Miss Daisy, en una de esas salidas a las que las prácticas con el coche obligan, el mismo juez Marlasca con visera y todo, como Morgan Freeman allí, condujera a la Tigresa hasta los cementerios dónde reposan las víctimas de sus depredaciones, y ante sus familiares de rodillas se arrastrara pidiéndoles sincero perdón, sintiendo a la vez todo el inmundo asco de sí misma que su criminalidad merece. Y luego ya, podría pedir sacarse el carnet ése, y tal y tal, amonal, vale. 


      


LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)

domingo, 23 de noviembre de 2014

A veces en medio de la noche

     


   A veces me despierto en medio de la noche con la sombra de una aciaga premonición casi partiéndome en dos el pecho: ¡he perdido el dudoso don de la poesía! Me lo noto en la boca seca, en el ceño hosco, en la fría razón, que es sólo un cuchillo de hielo en la frente. De tanto elucidar la Politicorra, de tanto devanarme en su feo misterio, como si el cultivo de no sé qué hemisferios cerebrales hubiera maladado otros, como si unas circunvoluciones hubieran sepultado otras, me ha abandonado para siempre la gracia y la inspiración de la Poesía, eso temo. ¿Alguna vez las tuve? Ya no saco tiempo para las amapolas, para el esplendor de sus corolas, ya no sorprendo gatos suburbanos, ya no sé mirar el azul de los cielos tramontanos. Demudado, sin prender luz alguna, me llego entonces entre tropiezos hasta la cocina y a tientas desato con furia el grifo, tamborileando de suspense y grito la noche contra el fregadero. Dejo que corra el agua con fuerza, adrede buscando yo el manantial de un pozo muy profundo. Lleno al fin un vaso ancho y me obligo a beberlo despacio, como si de la lentitud con que el agua permeara mi cuerpo dependiera el misterio. Con el último sorbo en el zaguán de la garganta preparo y todo gorgoritos, a ver si así vuelven a mí aquellos ritos, aquellos pitos, el trinar divino de los pajaritos. De memoria, con los pies sobre el baldosín desnudos, me susurro a mí mismo el sortilegio… madreselvas, amarantas, caléndulas, tamarindos, carbunclos.  Vuelve poessía, vuelve a mí, en medio de la noche le pido a lo más alto… o seré ya sólo un politicorro modorro.




LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)

sábado, 22 de noviembre de 2014

Poessía de noviembre




Una góndola azul,
entre los mares fríos del calendario
meciéndose. 

Pronúncialo despacio,
recítamelo, anda,
escucharás
el balanceo de su urdimbre:
noviembre.

Noviembre lleva lumbre
lleva fiebre, lleva hambre,
lluvia de hojas columpiándose.
Noviembre son tus manos
frotándose sobre las mías al llegar a casa
Noviembre es el acordeón fucsia
que abren los crepúsculos vertiginosos
Noviembre es un niño aburrido y friolento
volviendo de noche a casa desde la academia gris
Noviembre es el fuego
que asoma ya a tus ojos color ciruela
prometedores de inminencias.
Noviembre en tu rebeca verde
que acoge fiel el aroma incandescente
de tu esencia.
Noviembre vibra en tu melena tibia
en la que brillan premoniciones
de temprana escarcha.

Vale, en noviembre irrumpe una revolución
un temblor, la hoguera que inaugura
un tiempo nuevo, sí,
el de nuestro amor,
golondrina y góndola
noviembre estremeciéndolos al alimón

in november, sí.



LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)



viernes, 21 de noviembre de 2014

Adiós, Duquesa de Alba, adiós

  


    Murió la Duquesa de Alba. Mucho nos encantó su penúltima figura, su elevado ejemplo en la etapa postrera de su vida, por contraste sobre todo con el Reinado de la Mugre que nos cerca, y mucho nos encandiló el cómo, a medida que se le marchitaban y averiaban el rostro y el cuerpo, más resplandecía y reverberaba en ella el noble sentimiento amoroso, que en público para sí, y de este modo para todos, radiante reivindicaba, casi ejemplo vivo ella del quevediano “amor constante más allá de la muerte”. Como Quevedo pudo ella muy bien decir:
   Cerrar podrá mis ojos la postrera sombra que me llevare el blanco día… serán ceniza, más tendrán sentido, polvo serán, más polvo enamorado.
      
   Este bloguero plebeyo y sin Nombre quiere hoy a su modo despedir a una de las musas que ha inspirado su pobre bitácora y así recordarla viva y enamorada en los dos textos que sobre ella escribió –y que según San Blogger, el Romance es el más visto de todos los que sobre los muros de esta covacha lleva puestos-. Nobleza bloguera obliga, pues. Ahí van. Descanse en amor, Duquesa.


   Rosa en el fango, luz en la tiniebla, ave entre los hediondos reptiles, mientras las bobas Celebrities bajo el Reinado de la Mugre adoptan y expanden la desalmada jerga telebasurienta, (caca-pedo-culo-follar-peineta-mierda-puta) persevera, encomiable en su alto y noble ejemplo la Duquesa de Alba, tan a contracorriente de estos tiempos sarnosos, como si a la perfección intuyera ella que la verdadera aristocracia del espíritu, más que en la posesión de títulos, reside en un buen hacer y decir que a todos haga aspirar a lo elevado y no, como es hoy moneda común, a hozar sobre el instinto bajuno.   
     
   ¿O no es acaso emocionante escucharle y leerle a la del Alba, a pesar de su mucha edad, a pesar de sus duros achaques,  vindicar con palabras sencillas, las que mejor entendemos todos, la excelencia del puro sentimiento amoroso? Ha dicho la del Alba en una revista del cuore, a propósito del verdadero idilio que a ella  con su -funcionario de origen- joven Alfonso envuelve, que… “estos años han sido una maravilla”. ¿Se puede resumir mejor ese interregno de la plena e intensa felicidad mutua vivida en pareja? ¿Acaso no reverbera en esa escueta afirmación una modesta victoria de los duraderos frutos de lo espiritual sobre los pasajeros réditos que lo carnal ofrece?
     
   Ha dicho doña Cayetana más: “Alfonso es un hombre con el que no te aburres nunca. Siempre tiene salida para todo. Parece tranquilo, pero… sólo lo parece”. Divertido, inteligente, apasionado… ¿no nos parece, tras estas en apariencia modestas palabras, quizás en las postrimerías de su vida, la del Alba una chiquilla radiante, sobre una nube de ilusión catapultada, llena por tanto de vida, deseosa de contarle al mundo entero los dones incontables que en su amado destacan sobremanera? ¿Qué otra Celebritie sería capaz de producirse ahora así? No hay lugar a dudas: así sólo puede hablar una persona enamorada. Y eso sí que es hoy revolucionario.


Atienda el universo mundo
abra los ojos la Humanidad
ríndase a la lección de Amor
puro y desprendido sin igual
que la más alta noble española
al orbe infinito acaba de propinar
y que si la emoción no le traiciona
pasa ya a encomiar este juglar.

Pues si una foránea regidora
de los Paises Bajos nacional
consintió en las almenas de Olite
la muy prosaica y salaz
-oh, Tiempos estos de la Mugre-
en ser empitonada por detrás,
quiso ahora la Duquesa de Alba,
sensible y conmovedor el ademán,
-contra los cánones de este mundo
descarriado en pos de lo material-
legar poético y amoroso gesto
en la más platónica dignidad.

Como si contra el furor del instinto
tan celebrado en la actualidad
tan mil veces aireado en las pantallas
quisiera ella desde el alma protestar
y frente al rudo apremio del cuerpo
el  vínculo espiritual afirmar,
el que entrelaza los corazones
el que en mieles los funde de verdad
el alto impulso que mueve las estrellas
el dulce yugo que los trovadores cantan sin cesar.

No cabe pasión más limpia
ni se puede componenda adivinar
si en los confines mismos de la vida
cuando no hay fuegos ya que sofocar
grito de amazona enamorada,
a los vientos puesto su enajenar,
rebelde contra Todo y contra Todos
es capaz una mujer de enarbolar.

Y prueba de que de Amor se trata
más allá de los abismos de la edad
estriba en el humilde funcionariado,
la social condición de su galán;
cuando viérase que aristócratas
y demás gente del principal
-más en Era tan agiotista,
tan dada al cálculo del metal-
públicas y señaladas nupcias,
duquesa revolucionaria bien real,
con grises y anónimos ganapanes
ardiera en anhelos de celebrar.

Que sólo el más hondo Amor procura
el milagro propio de su obrar
y así una señora de ochenta y tantos
con achaques, con tembleques, encorvá
bajo el misterio de ese manto sublime
échase de pronto con duende a bailar
sevillanas, habanera, rumbas
y lo que se tercie con el pueblo festejar.

Y con qué mimo y alba ternura
a un palmo la embarcaba su galán
que si fulminara un rayo a la Duquesa
presto estaba allí don Alfonso, su jayán,
para acogerla entre los suyos brazos
y salvaguardarla ya de todo mal,
cuidado tan primoroso y atento
sólo mirlo enamorado sabe prodigar.

Porque sólo ciego Amor transfigura,
eleva a las personas a la plena majestad,
por eso el sabio pueblo sevillano
como si sobre anciana fuera divinidad
a la de Alba a voces proclama guapa
corrigiendo a la miope realidad.

Y si Goya otra Alba más maja pintó
vestida y desvestida en el diván,
con trascendente sentido de Quevedo,
no en quevedo burlón y mordaz,
este juglar con torpes pinceles
quiso así a esta Alba dibujar,
ochentona, regadera, lo que quieras,
en amores subyugada inmortal,
dijérase ella hoy tan sólo
una chavalilla enamorá.