Páginas vistas en total

martes, 16 de enero de 2018

"Perfectos desconocidos": ni lo uno, ni lo otro


   (Si los spoilers te molestan, mejor no sigas leyendo esto)
   Está siendo un éxito comercial. Graciosa, por momentos. Un remake, por encargo, de una reciente película italiana que también triunfó allí. Ya sabes, una cena de cuarentonas parejas amigas, el jueguecito de los móviles en abierto y… los secretos, los engaños, las deslealtades mutuas que entre ellos estallan. Lo mejor: que Alex de la Iglesia dirige muy bien a los actores, y que consigue que una peli “teatral” resulte cinematográfica. Lo peor, que argumentalmente resulta endeble. No está, a mi juicio, bien “trabado”, el cómo unos personajes mezquinos con tanto que ocultar (parejas ya en crisis larvada, que pueden por eso imaginar en el otro turbiedades varias) se apuntan a ese juego, que sólo puede salirles mal. Así, el giro de tuerca final, que reduce todo el destrozo a una especie de “sueño”, en virtud del que nada en realidad ocurrió, más bien suena a tomadura de pelo o a inconsistencia de los materiales. ¿Es creíble, por ejemplo, que hoy, entre buenos amigos oculte uno de ellos al resto su homosexualidad, que alardee de todo lo contrario, y que además se preste al jueguecito? Parece concluir la obra que son preferibles el mantenimiento del secreto, del engaño, de la traición y de la deslealtad entre hombres y mujeres y viceversa, que la búsqueda y asunción de la verdad, por dolorosa que esta sea. No se sabe ya entonces si la “moraleja” es reaccionaria o progresista, intríngulis apasionante este sobre el que la obra pasa de puntillas. Al fondo de la película, el dilema que los móviles, anudados sobre las redes sociales, abren: su carácter directísimo, gratuito, su accesibilidad e inmediatez, tan propicios al mismo tiempo para la intimidad, hacen de ellos una suerte de instrumentos diabólicos: lo que antes pasaba (y sin huella desaparecía) por la mente calenturienta como ocurrencia o fugaz golondrina de verano, ahora se materializa en libidinosos mensajes que extrañamente vinculan a personas conocidas o desconocidas. Es como si la explosiva simbiosis de móviles+redes fatalmente hiciera tomar cuerpo con pasmosa facilidad a los instintos más primitivos o polimorfos de la mente humana –el id freudiano-, ante los que la conciencia, que es la instancia del auto-control, en el contexto de una cultura hedonista hipersexualizada, cae por goleada. En suma, que ni mucho menos perfectos, ni en nada desconocidos.

         
SOY ESCRITOR ¿BUSCAS UN BUEN LIBRO? LO TENGO:
“VEINTE RELATOS DE AMOR Y UNA POESÍA INESPERADA”. 12 euros, envío incluido. 165 pgs de SENTIMIENTOS, HUMOR Y AVENTURAS acerca de la condición humana enamorada… y desenamorada, en muchas de sus vertientes, cimas y simas, con la emocionante recreación de las más perturbadoras encrucijadas a que nos arrojan los sentimientos inevitables. Personalmente dedicados. Pídemelos aquí o escríbeme a  josemp1961@yahoo.es   Es muy sencillo. 12 E por correo ordinario, envío incluido, a la dirección (PUEDE SER TAMBIÉN  la del trabajo, o la de un establecimiento público que conozcas) de España que desees; 15 E por correo certificado. Escríbeme aquí y te informo sin compromiso. 

No hay comentarios: