Páginas vistas en total

viernes, 18 de mayo de 2012

Desmontando a Boris&Sardá


    
    El mismo marco distinguido que a Víctor&Ana recogía, les envuelve a ellos también. Los mismos utensilios entre funcionales y exquisitos, el mismo nivel del agua en los vasos, en las botellas. Idéntica la música incitativa que con ellos arranca: isotopías narrativas que faciliten y armonicen el mensaje latente. Sí, el logotipo del Banco omnipresente, marcando con discreción el territorio de la especulación, en su doble sentido. Mismo paisaje pues, para distintas figuras, con un similar denominador común: admirados paradigmas del progresismo bienpensante y exitoso charloteando de sus fecundas “Relaciones”.
   Es archiconocida la sentencia de Marx que sostiene que la Historia se repite, primero como tragedia y luego como farsa. Y si la conversa que se traían Víctor&Ana terminaba en comedia, no dejaba en su desarrollo de rozar la tragedia: en un momento teorizaban, serios ambos, sobre la posibilidad real de que su venturosa liasson pudiese, al albur de la vida misma, irse mañana al traste. Uff, se te ponían de corbata entonces. Bueno, pues con este par de histriones  ahora, en efecto, es todo ya farsa. Los mayores cumplidos, también los más íntimos reproches, que aquí Boris&Sardá sin pudor exhíben y se cruzan, poseen el aire grotesco y desmesurado que le es propio a la farsa. Tampoco ellos ocultan lo más mínimo el género: el gasto de la producción corre a cargo de Boris, de sus excesos prototípicos, apalancándose Sardá en un surtido repertorio de risotadas, carcajadas, estrambotes y demás expresiones del jocoso cachondeo.
      Y asistimos así –atonitos, si tomamos distancia del timo del lujoso envoltorio- al racimo exhibicionista, pautadas a través de primorosos encuadres, de las inacabables banalidades y ocurrencias de esta pareja de ejemplares histriones. Espectáculo de las inflexiones cantarinas en subeybaja de Boris galvanizadas por los tics y los morritos que le pone Sardá. ¡Oh, what a wonderful world el suyo! ¿Resultará entonces inconveniente recordar, tan dados como suelen ser ellos a ajustarle las cuentas al tendero del barrio, que Sardá amasó todo un soberbio CAPITALOTE con su multimillonario negocio? ¿Entonces, hacerle la bola y la ola a un Banco ahora, a cuento de qué?
    
    Pero estas son las perlas incredibiles que aquí nos derraman: “qué cómodos nos sentimos juntos… tú eres la persona que más me ha glamourizado a mí… desde que no tenemos la unión del programa me has dejado huérfano… pero, Boris, un huérfano con una buena herencia, chico, no paras, lo último, plancharte la cara… es increíble el vacío que dejas… el luto de Crónicas lo sentí un año después en un restaurante coreano hiperpicante, empecé a lloraaar… Javier, me hiciste cantarle el Cumpleaños Feliz al Jefe Supremo en Taormina en una cena de la élite… Boris, yo nunca te abandonaré, tú me dejaste por Miguel Bosé… Javierrr, uno tiene que ser vampirizado y ser vampiro, una relación en la que no se chupe, no hay relación… Javierrr, tú eres muy orgulloso y muy inteligente –puede que tengas razón, Boris- … como el doctor Frankestein y su monstruo, así es nuestra relación… Javierrr, cómo eres de malévolo, eso es crueeeel, … he pasado toda la vida queriendo ser guapo y sólo soy inteligente, tú eres guapo e inteligente, Javierr… pero, claro, en la dominación hay la máxima entrega… bueno, Boris, ha sido un placer, espero que nos veamos pronto… no antes de seis meses… vale, perfecto.”
        Y cada uno lárgase entonces por su lado. Oh, yes, very well, what a wonderful word.     



Post/post: gracias a ... nadie, pues nadie pudo ayer bloggear conmigo... menos mal que llegaron unos ángeles, Ángeles Moya y ángeles, seguidoras nuevas de este blog, que es también suyo ya, oxígeno puro para seguir escribiendo, y no me dejaron así tan solo, GRACIAS por ello, míos ángeles. 


9 comentarios:

Cesar dijo...

Nadie te comentó...jeje, nadie se casa con el perdedor, por muy ganador que tu te nos hayas expuesto.
Qué decirte de los bancos que no te haya dicho ya; que mustian lo más florido del campo, que contagian de dinero la vida de los ricos. ¿Qué falta sino le hacían esas pelillas del anuncio a esos dos enriquecidos progres? Sigue LA BANCA, "enzoufando" de porquería las sensibles almas de los más ilustres de nuestros ciudadanos (y visitantes) con el único interés de demostrarnos palpablemente que conseguirán lo que se proponen, pese a Rato, pese GAto, pese a quien pese. Ellos son dueños del BANCO bueno, el malo para nosotros.
Enhorabuena por tan magnífico partido. Hablé con el nórdico y me comentó que te ha visto bien de reflejos, pero algo blando en la bolea; y es que no sé qué pasa con el pádel pero la pelota siempre rebota en alguna pared y es casi imposible hacer un punto. Maldita sea.

Herep dijo...

Los anuncios del BS son patéticos. Típicos de una sociedad en decadencia en la que, el más pintado, puede salir dando lecciones sentado en un sofá como si de un César se tratara.

Luego, a plena luz del día, una vez cobrada la soldada, sus críticas a los bancos reflejan lo barato que sale el quilo de manipulación.

Buena entrada, José Antonio.

Un abrazo.

Juan Carlos dijo...

Un día estaba yo festejando con la familia en un restaurante madrileño llamado Casa Matías que es mu potito y mu carito cuando entró Boris con unos amigos y estuvo en una mesa al lado de la nuestra. Boris muy agradable, las cosas como son. El maître del lugar me decía que era un cliente habitual. A lo que voy, que la izquierda, al igual que la derecha, si tiene dinero va a los mejores sitios a yantar, bebe los mejores vinos, fuma los mejores puros y usa los mejores ternos. Diga lo que diga Gramsci o Jean-François Revel.
Salu2

Juan Carlos dijo...

Por cierto, odio el pádel
Salu2

Winnie0 dijo...

José Antonio, te leo a diario pero no siempre te comento porque a veces me siento muy pardilla e inculta en post que escribes magníficos de banca, economía o política....¡es pa' no fastidiarla! jaja Un besote

Fernando dijo...

Amigo, admirado escritor y periodista: Yo siempre leo lo que publicas en nuestro blog y siempre me quedo atónito al observar que muy pocos hacen algún comentario sobre tu obra.Estamos dominados por una izquierda muy bien instruída, cuyos representantes no quieren que se les confunda por leerte. Yo te admiro y aquí lo digo. Eres de los que hay que leer y comentar con entusiasmo. Un fuerte abrazo.

Maribeluca dijo...

Puedes comentar también el numerito titiritero de anoche en TVE donde con la excusa de animarnos por la crisis y homenajear a Gila hicieron el pastiche propagandístico habitual para indigentes intelectuales, le está bien a Mariano por no haber hecho la pertinente limpieza.

Anónimo dijo...

gracias por tu blog

NVBallesteros dijo...

Te dejo saludos, como siempre disfrutando de tu escrito...
Que tengas una excelente semana


Besos