Páginas vistas en total

miércoles, 29 de enero de 2014

Dos Ideas para ganar las elecciones


   Quizás la imagen popular más extendida ahora en las conciencias dibuja la caricatura de una monstruosa Casta político-social chupando la sangre y viviendo opíparamente a expensas del esfuerzo y del sufrimiento de los anónimos ciudadanos inermes. Sí,  parece bien arraigada la convicción entre buena parte del Pueblo–no hay más que darle un ojo al hervidero de las redes sociales-  acerca de la total Corrupción que nos circunda, y en consecuencia, la certeza de que si los gobernantes –en los numerosos escalones territoriales y sociales del Poder- dejaran de ROBAR, y de procurarse las numerosas prebendas materiales que el disfrute del mando, más los contactos y contratos derivados del mismo, consigue para ellos y para los suyos, tendría la vida de la inmensa mayoría un muy diferente cantar. No es que fuéramos a nadar en la abundancia, no, pero sin tanto ROBO desde el podrido Poder no faltarían recursos para pensiones, sanidad, educación, subsidios de desempleo, cultura e investigación. Sin Casta, de sobra habría para todo eso.
   
   Bien: los nuevos partidos que ahora asoman, no tienen en teoría compromiso contraído alguno con la aludida Casta gobernante. Bien al contrario, con dureza la impugnan y zahieren en defensa del superior interés general, y de su propio y legítimo interés.  Sabemos también lo terriblemente difícil que es conseguir articular y asentar en el tiempo un partido nuevo sobre todo el vasto territorio nacional. De esa endemoniada dificultad estructural se valen más que nada los partidos tradicionales, férreamente establecidos desde hace décadas, para, a pesar de todos los pesares, conservar el machito.
   
   Con todo, cada ciudadano tiene con su voto la opción decisiva para promover en alguna medida el vuelco a la situación. Podrían entonces los nuevos partidos, para definitivamente ganarse la voluntad de los ciudadanos, habida cuenta de la extensión entre ellos de la idea de la Casta desalmada, comprometiéndose por ejemplo, a reducir por ley el número de asesores en los distintos escalafones del Poder en un 95% respecto a los que ahora hay, y a calcular si, en efecto, reduciendo el monto de la Corrupción actual también en un 95% (nadie es perfecto, claro) habría de sobra para las cuestiones básicas antes mencionadas. De hacerlo así, ¿acaso no obtendrían fabulosos resultados en las urnas?

   
   ¿O quizás, aparte de la corrupción, contra la que siempre hay que luchar y que siempre existirá, y cuyo monto real está por calibrar, la crisis y la globalización económicas imponen necesariamente inevitables y dolorosos ajustes estructurales que revigoricen la economía, la hagan rentable y permitan el mantenimiento de un mínimo Estado del Bienestar que, por fuerza de las cosas, jamás volverá a ser el que era?




LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen y análisis de la obra en estos enlaces)
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)

2 comentarios:

Napo dijo...

A lo largo de la historia sólo la violencia y algunas pocosas Leyes han acabado con las FAMIGLIAS. Es difícil romper esas extructuras.

Don José Antonio, con acabar con las CCAA y quitar la mitad de ayuntamintos ya habría un ahorro ganso. Si a eso le sumamos otros pequeños controles... ¡NOS SOBRAN CUARTOS!

Old Nick dijo...

¡Que Fácil ES Dirigir Un Rebaño,
Cuando Se Le Tiene Idiotizado
Y Con ESTAFA-"CRISIS" Asustado,
Para Seguir CHUPANDO Del ENGAÑO!
¡Nada Mejor Que Una MENTE CONFUSA
Y Unos Principios Que Se Han TRAICIONADO,
Para Lllevarse Al Huerto Al Atontado,
Que No Vé Más Allá De Tanto APAÑO...
¡Y Es Que Todo Funciona Con RETARDO!
Si No Me CRéen Leanse EL GATOPARDO,
Del Buen Noble Italiano LAMPEDUSA...
"Si No Quieres CAMBIOS EN LO ESENCIAL,
Una REVOLUCIÓN FICTICIA, Nunca Biene MAL".
A Lo Que Yo, AÑADO En Tono ESTOQUERO,
"VIGILAD LOS CAUDALES QUE MANEJA EL USURERO"...

Ps Lo Que Hay, Y Lo Demás FURUFALLA Y GLEA, Que Decimos En Mi Tierra, Amigos.
Cordial Saludo
Brindis Por La JUSTICIA VERDADERA
¡Y CHUSMA FUERA!
Y
¡¡RIAU RIAU!!