Páginas vistas en total

miércoles, 5 de agosto de 2015

La última cerilla, Carmona, la de Pedro

   


   Estaba ya desde luego el pícaro Carmona en la Unidad de Grandes Quemados, pero a Pedrooo no le ha temblado el pulso para sin ningún respeto –con agostidad y alevosía- del todo incinerarle ya, cual tostón en espeto en Casa Cándido. Candidez de la Política, sí, que a menudo parece reducirse a una inacabable sucesión de estocadas bajunas en las que, quien a traición mata, a traición muere.
    
   Se había achicharrado el gracioso Carmona, ya digo, no una mano sino las dos, al defender a Tomás Gómez -finiquitado también por el furor fundacional de Pedrooo- y acompañarle entonces mucho en el sentimiento –impagable aquella foto de Carmona abrazado, al borde del llanto ambos y besito incluido, a Gómez, que recordaba al entierro del Conde Orgaz- … para al exacto día siguiente traicionarle y aceptar facundo y rumboso la nominación oficial y el engrase en el seno del aparato gabilondo.
      
   Vino luego Podemos, y con perruna lealtad se afanó Carmona en seguir el diktat de Pedrooo, que le humillaba como solícito chófer de Carmena, Paseando a Miss Carmena, por más que la gorra de plato no acabara del todo en la chola a encajarle. Topó luego con Rita y la Web de la Verdad, y del lance salió ya más que churrado Carmona, incapaz de resolver nada. Le aplica Pedrooo ahora, a lo Doctor Montes,  la última cerilla… y es ya Carmona humo, polvo, nada.
    
   Y también en Carmona en la despedida, que con veneno deslizó que quiso Pedrooo consolarlo de Senador, esa desmedida afición, común en los Figurones Socialistas, a las grandiosas frases shakesperianas, siendo como es lo suyo puñaladas entre pícaros a lo más, grotescas bufonadas a lo menos: “Hay personas que tienen valor y otras que tienen precio. Yo no tengo precio… Este error le va a resultar muy caro al socialismo español”. Toma ya. Y que le quiten lo zapateao.
    


¿Te gustaría leer y tener mi libro?
LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON INFULAS
154 pgs de… Amor, humor, aventuras e ilusiones.
Personalmente dedicadas. Puedes pedírmelas aquí, o en 
josemp1961@yahoo.es  Es muy sencillo. En España: 10 E por correo ordinario, 15 E por correo certificado.




   


3 comentarios:

Anónimo dijo...

Queda claro que para senador no se nace, sino que el partido te hace. Siempre queda un escaño senatorial para quien el aparatik, por cuestión de la más absoluta desconfianza, desea darle un puntapié. No hay indisciplina de partido que presupuesto general del estado no pueda pagar.

A estas alturas ya podemos hablar claramente de que el Largo Pedro, se ha convertido en Pedro el Carnicero. Se conoce que el abroncador que se muestra en los focos mediaticos cada vez que chupa cámara, se convierte en serial killer cuando se reune con Luena para ver de ver quien no se somete, culito en pompis, a la democracia estilo casa psoe, resumida en el pensamiento del Carnicero, "aquí mandan los mios".

No disimularemos el regustito que da ver como el otrora, altivo Carmona, defensor ferviente de las siglas P.S.O.E., acaba pasto de las mismas... Este hombre debería entrar en una unidad de quemados y no salir de allí nunca, simplemente como medida preventiva.

misael

Caba dijo...

Pues antes de eso podría tener un poquito de dignidad y patriotismo, y hacerle una moción de censura a Carmena. Pena que el odio a la derecha y su sectarismo le impidan salir de una forma decente.

Anónimo dijo...

Carmona te han dejado con el culo al aire. Toma nota y aprende.