Páginas vistas en total

jueves, 6 de agosto de 2015

Olvido Hormigos, que se codea con Pérez Reverte

    


   Y con editorial de multinacional postín, oiga. La ex –concejal del Progreso yebení –y quién se acuerda de ello ya, si la condición de la vida postmoderna sobre todo en el olvido consiste-, nominada Celebridad por los dedos de un adúltero video escabroso -dedos que aprovechó ella para sentar plaza y hacer pasta en las Telebasuras de muy progresistas televisiones- de su lomo ha escrito –o le han escrito, tanto monta que remonta tanto-, tras la estela del porno light del tal Grey, un tomo de más que calculado título, El abrazo infiel.
      Si ya la Princesa del Pueblo, entre delirantes colas de admiradores pero que locos por hacerse con su libro, pegó el pelotazo con el suyo, por qué no intentarlo con la Concejala del Pueblo, habrán cavilado los cerebros de la editorial. Pasa luego lo que pasa en el Reinado de la Mugre, que todo se mezcla con todo en sus mejores escaparates, en totum revolutum, y que acaban por contaminar los pest-sellers a los best-sellers. Así en el Corte Inglés, qué corte, qué ingles, Olvido Hormigos y Pérez Reverte, Pérez Reverte y Olvidos Hormigos, juntitos en sus alacenas, como los Reyes librescos de muy principales Cortes.
      Claro, el gran escritor, con un algo de enfant terrible sobrevenido, que sabe que mantenerse en el candelabro exige hoy de vez en cuando liarla con algún chafarrinón en las redes, le olfateó la ocasión y los bajos a la Hormigos:
   -El corte Inglés me ha puesto al lado a Olvido Hormigos. Les agradeceré que no me la pongan encima.
     Era, creo, más que una queja (con que el Escritor hubiera llamado a su Editorial, o con que hubiera escrito en serio uno de sus sensacionales artículos, habría quedado resuelto el asunto) un guiño cómplice a la ex –concejala, una broma, un tácito “esto, bien llevado, rubia, nos puede beneficiar a los dos, dame carrete, anda, maja”.
   Claro, que llore del estado presente de las cosas editoriales un autor a quien ni en su casa, por falta de oportunidades, conocen, –menda, para qué más lejos ir- tendría un pase; que vía Twitter lo haga Pérez Reverte, en fin, suena más a pulla de postureo, a querer okupar él todos los planos de la discusión, también el de víctima, a coña marinera, ya digo, que a otra cosa. Miles de retuits de inmediato extendieron el touché de Pérez Reverte. Sólo que, ay,  la concejala del Pueblo no pilló la pobre el guiño de Alatriste y le retrucó descompuesta y exabrupta: “Hasta las mismas narices de la gente que se cree mejor que los demás” “Buenas noches y a los que les joda que se aguanten”.
     Y para cuando dos días después la Rubia del Dedo Turbador, acaso asesorada por alguien, entendió el juego y tuiteó “También es verdad que me lo podría haber tomado con humor y haber pensado en @perezreverte encima de mí para una próxima novela”, como diría Sabina, era ya demasiado tarde Princesa, y andaba ya Alatriste en otros lances, en otros ámbitos. A buenas horas, Dedos Verdes, que verdes las han segao, acaso se dijera el escritor espadachín. Muchas ventas, le deseamos nosotros a Olvido, muchos dedos.




¿Te gustaría leer y tener mi libro?
LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON INFULAS
154 pgs de… Amor, humor, aventuras e ilusiones.
Personalmente dedicadas. Puedes pedírmelas aquí, o en 
josemp1961@yahoo.es  Es muy sencillo. En España: 10 E por correo ordinario, 15 E por correo certificado.
     -

     

1 comentario:

Anónimo dijo...

Debo ser yo que me quedé en lo de Filipinas... pero sigo sin entenderlo... sigo sin entender de cómo un señor, el que lo sea, puede hacer desprecio público de una señora, la que lo sea, a más a más, cuando el propósito era liarla para chupar foco.

Lo que para algunos puede resultar maniobras inteligentes para mi no son más que chulicos con pose de escritor.

misael

pd. seguro que Reverte sabe disculpar mi rudeza al hablar de él... él mismo no deja títere sin cabeza usando siempre el más barriobajero de los lenguajes.