Páginas vistas en total

jueves, 25 de febrero de 2016

El Día en el que Alfredo Urdaci valoró mi libro en su Telediario

     

   
   (Puedes ver abajo, si lo pinchas, el vídeo de Urdaci valorando mi obra, que no sé por qué sale en gris)
   Le puso un día la Izquierda biempensante en su lista negra, la condena social que eso en nuestro país siempre supone. Supone que hasta que no acaban del todo contigo, hasta que no te trituran profesionalmente, no te sueltan como presa. Sufrió el ostracismo por ello. Escribió un magnífico libro, Días de ruido y furia, mostrando y demostrando con lucidez de entomólogo el vendaval de infamias que sobre él levantaron. ¿De qué sirve ya en España un magnífico libro? Ha encontrado ahora un hueco en 13 Televisión, cuyos informativos dirige y presenta. Conduce a diario un informativo de una hora, dinámico y certero, en el que con profesional audacia consigue sacar brillo a los no muchos medios con que cuenta. Se suelta la coleta del genio analítico con unos editoriales cáusticos y penetrantes como pocos. En fin, comete Urdaci la imperdonable osadía humanística hoy de… ¡hablar de libros/libros en un Telediario! ¡Se acuerda además, súmmum de la transgresión ya,  de autores sin Nombre!
   Por supuesto, jamás había hablado yo –esta nada con ínfulas que lees- con él en persona. Viendo una noche su Telediario se me encendió la bombilla. Le envié mis HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS. Esperé y esperé, y de pronto un jueves, mostrándolo a las cámaras, mientras se me salía a mí el corazón de la caja, habló así de mi libro: “Son las historias de Armando, un cuarentón al que le ponen la maleta en la puerta de casa y tiene que recorrer de nuevo el camino de lo sentimental. Descubre que es un minusválido del sentimiento, un hombre al que todo le sale mal, un paria del afecto, un hombre patético al que todo le sale al revés. En lo que le pasa hay también una gran carga de ironía y de crítica hacia el mercado de los sentimientos, hasta el punto que uno acaba sintiendo una piedad desternillante por este antihéroe que tiene en estos relatos una voz auténtica. Se van a reír hasta llorar con este libro, llorar de piedad por este hombre perdido, este bobo con ínfulas”.
    Me demostró así que además se había leído mi obra. “Sigue escribiendo. Disfruté mucho con las Historias”, me dijo también. Y bueno, esta nada con ínfulas, al que ningún VIP de la Derecha política ha hecho el más mínimo caso, al que muy pocas -pero muy buenas- personas de la base social no izquierdista han impulsado, se sintió entonces lleno de gratitud hacia Urdaci por eso, por valorarme, por alentarme, por intentar él sacarme un poco del mío ostracismo. Gracias, Urdaci.

 RESUMEN DE “LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS”

     Mi libro cuenta la historia de un cuarentón al que su mujer, que ha encontrado otro más alto, más fuerte y más guapo que él, le señala la puerta de salida de casa. Descubre entonces de golpe su minusvalía emocional: un paria en la tierra de los afectos. De cuanto le ocurre después, cuando ha de salir al mundo, que le es ancho y ajeno, para superar su zozobra, para engañar a su desconcierto. De lo duro que se le hace ese aprendizaje elemental de la supervivencia afectiva. De cómo hallará en la propia escritura, y en los humorísticos y sentimentales encuentros y desencuentros de la realidad, a trancas y barrancas, la brújula que le permita hallar al cabo su lugar al sol,  una imagen aceptable de sí mismo, y levantar así el muro de la obturación interna que le impide ver la belleza y el propio absurdo del mundo y de la vida, que es lo único que tenemos. De eso, de esas ínfulas buenas trata mi libro.

Pídemelas en josemp1961@yahoo.es    .  Precio: 10 euros por correo ordinario.
Puedes también pedir mi libro en una librería y que ellos me contacten en  josemp1961@yahoo.es

3 comentarios:

FJ de C dijo...

Probablemente el mejor noticiario que se puede ver en la tV es el de 13tv dirigido por Urdaci.
Felicidades por su libro.

José Antonio del Pozo dijo...

Gracias, FJ de C, aunque, más que felicidades, lo que necesito es que, para poder seguir escribiendo, quienes me leen me soliciten un ejemplar

Anónimo dijo...

Yo me quedé de piedra. Dije: “ Toma y toma, yo ya me lo he leído " Y luego me dio la emoción por usted...“ se lo merece", pensé.

Me encantan los editoriales de Urdaci, yo creo que no hay otro como él en estos tiempos de periodistas sicarios que sólo dan la náusea del colaborador necesario y bien pagado...la lista es tan larga que ahora mismo no sabría a quién nombraría primero...es una pena. Echo de menos el periodismo en el que la altura intelectual, la honestidad, la profesionalidad...daban páginas y programas de gloria a prensa y televisión..ahora, con la primera frase que dicen ya sabes quién les paga.
Bueno, que me voy por los Cerros de Úbeda...enhorabuena y saludos.