Páginas vistas en total

viernes, 19 de diciembre de 2014

Ay, Papa Francisco, ay, ay, dijo el Dalai

    


   (Diciembre a cuestas ya, lector. Hum, huele a Navidad. Regalar a un amigo/a, regalarte, regalarme mi libro. ¿Agradeces el blog? ¿Lo valoras? ¿Merece una pequeña recompensa? Necesito vender algún ejemplar más de mi libro, que es además muy bueno -creo-, para seguir escribiendo. Pídemelo. Precio por correo ordinario: 10 euros. Precio por correo certificado: 15 euros)


   Ha nacido en el país prohibido… Cómo no imaginar la honda decepción en el alma del Dalai Lama al conocer el rechazo del Papa Francisco a recibirlo.  Estaba el Dalai en la Ciudad Eterna y, tras encontrarse con los ganadores del Nobel de la Paz, solicitó reunión al Papa, mas el Papa le dijo… NO. El Dalai Lama, además de Autoridad religiosa budista –dicen que es la reencarnación de un dios-, simboliza la memoria viva del genocidio tibetano, uno de los mayores y más espantosos de la Historia, a manos del comunismo chino. Como hojas los estrellas rojas cayeron sobre el valle de Lhasa. Pues el Papa Francisco le dijo… que NO.
    
   Mira que habremos visto reunirse al Papa Francisco con tirios, y troyanos, con kirchners y evomorales, con judíos y mahometanos. Hace bien poco incluso lo vimos rezando en la Mezquita Azul de Estambul junto a altas dignidades islámicas, aprestándose también a señalar que “el Corán es un libro de paz”. Mira que lo habremos visto predicar el ecumenismo y la apertura del corazón, el valor del espíritu y el menosprecio del interés material, a favor de los perseguidos y en contra de los Grandes Señores de la Tierra… Pues al Dalai, es lo que hay… he dicho que NO.
      
   ¿Y la excusa? ¡Increíble en él! Es que, ha venido a decirse, podría, claro, molestar a los dirigentes chinos, tan cochinos ellos. “Para evitar cualquier sufrimiento en aquellos que ya han sufrido”, dijo un diplomático del Vaticano, al parecer refiriéndose a los católicos chinos, leales en la clandestinidad al Papa. En nombre del Progreso y de la Revolución/ quemaron tradiciones y pisaron el honor. ¿Conocemos bien, de la boca del Papa, la persecución que en la China sufren los verdaderos cristianos? Dice también la prensa (EL MUNDO 12-12-14) que es que el Vaticano está tratando de mejorar sus relaciones con China, el Dragón más que emergente por todo el mundo ya. ¿Realpolitik papal, pues?
    
   A falta de petróleo no hubo amigos en el mar/ dejando las naciones tu barquito naufragar, nobel en la guerra, nobel en la paz… Ahí vemos, pues, al Papa Francisco, muy capaz de denunciar las muertes que causa el sistema económico dominante, de cantarles las verdades del pescador a los Gobernantes y Magnates del Mundo Capitalista, pero que ante los Jerarcas Chinos –propulsores además de un Comuniscapitalismo en el que se forjan ahora los mayores multimillonarios de la Historia- cede, y que, por cálculo ante ellos, rechaza reunirse con el Dalai… que nanay. Menudo mecano, sí. Si con un ¡Bravo, Bergoglio! se arrancara por tuiteares hace poco Pablo Iglesias, este ignoto bloguero, mucho menos que él, únicamente suspira: Ay, Papa Francisco.
   
        
    

  LAS HISTORIAS DE UN BOBO CON ÍNFULAS
(Resumen, análisis y UN CAPÍTULO de la obra en estos enlaces)
UN CAPÍTULO:
154 pgs, formato de 210x150 mm, cubiertas a color brillo, con solapas. Precio del libro: 15 Euros. Gastos de envío por correo certificado incluidos en España. Los interesados en adquirirlo escribidme por favor a josemp1961@yahoo.es
“No soy nada, no quiero ser nada, pero conmigo van todas las ilusiones del mundo” (Pessoa)
    

2 comentarios:

Anónimo dijo...

podemosa va directo a la moncloa..., se siente..

Anónimo dijo...

José Antonio, también cosas buenas hace y dice el Papa y llega hasta allá donde otros ni piensan en llegar. Los últimos posts sobre el Papa deberían recoger todo lo bueno que hace y dice.

A Pio XII lo acusaron de impasividad ante el holocausto. Después supimos que no quería provocar más a la bestia. Todo son habladurías porque lo que sí sabemos es que en Jerusalén en el museo del holocausto hay una estatua suya, que el rabino de Roma amigo y contemporáneo suyo, se convirtió con su ejemplo al catolicismo y que las reglas de hospedería en conventos de Roma fueron cambiadas para admitir hombres para así admitir familias enteras. Son muchos los miles de judíos que fueron salvados a la chita callando. También sabemos que los aliados, las naciones de "la libertad", no se les ocurrió bombardear los líneas que llevaban a los campos de exterminio... ¿ y quién le pide cuentas a esos gobernantes y a sus naciones ?

Hoy día todo esto se desconoce, sólo si acaso, se habla de la pasividad de la Iglesia Católica.

¿ Qué sabemos nosotros lo que está pasando en China ?

Dicho todo esto... ¿ sabemos si el Papa ha recibido en privado al Dalai Lama ? Yo sí lo hubiera hecho.

Saludos cordiales. misael